Menu

Efectos Digitales Chilenos


Los efectos digitales en film, poseen una presencia casi hegemónica en muchas de las películas que se lanzan año a año. El uso de tecnologías digitales en producciones audiovisuales es sumamente frecuente. En muchos proyectos el uso de este tipo de efecf10ec45e-825f-11e5_1005014ctos se hace evidente de manera intencional. Los efectos visuales ayudan a que el espectador se sumerja en mundos de fantasía y en diversas realidades. La tecnología digital ha ayudado a generar universos variados y ha modificado rotundamente la forma en que se cuentan historias en la actualidad. El tipo de efectos digitales existentes es muy diverso, podemos utilizar Motion Graphics para recrear una ciudad en la antigüedad, inventar criaturas de otro mundo, llenar estadios de fútbol. Este tipo de técnica es muy eficiente a la hora de trabajar con presupuestos acotados.

La producción de efectos digitales no es una excepción en la industria chilena del Cine. Muchas producciones chilenas han requerido este tipo de tratamiento. A su vez, la creciente cantidad de producciones extranjeras realizadas en nuestro país también requieren este tipo servicios de post-producción. Gracias a esta demanda, existe en Chile un número creciente de productoras dedicadas a la realización de efectos digitales. Sus capacidades en esta área son sumamente variadas, podemos encontrar empresas dedicadas a la animación 3D, a la corrección de imagen digital o a Motion Graphics. Quienes trabajan en esta industria en Chile suelen ser artistas multidisciplinarios y talentosos. Las empresas dedicadas al Motion Graphics en Chile, poseen personal altamente capacitado, entusiasta y comprometido, capaz de brindar el asesoramiento necesario para cada proyecto. Los trabajos de efectos en Chile poseen además altísimos estándares en lo que respecta a estética y calidad de imagen. Existen en nuestro país diversos estudios dedicados exclusivamente a este tipo de efectos, tal es el caso de empresas como Smog o Remolino, ambas con sus oficinas centrales en Santiago de Chile.